debate2

Estrategia Nacional de Vacunación contra COVID-19 olvida a un sector en riesgo, las mujeres embarazadas

SALUD

México es el país con más casos de mujeres embarazadas infectadas en América.

Información Yesenia Magaña

Los casos de COVID-19 entre mujeres embarazadas ya alcanzan más de 60,000 en las Américas, informó la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Unas 458 de esas mujeres han muerto, la mayoría en México, que ha registrado 140 fallecimientos y 5,574 casos entre embarazadas y posparto, cifras obtenidas al mes de septiembre del 2020.

Para el ginecólogo, Ragím Martínez, este sector de la población considerado en otros países como de “alto riesgo”, no fue tomado en cuenta como prioritario en la Estrategia Nacional de Vacunación que implementa la Secretaría de Salud en México.

A pesar de que durante la pandemia, la primera causa de muerte de mujeres embarazadas es el virus del SARS-CoV-2, no son una prioridad, “lamentablemente se descubrió que corren un 70 por ciento más de riesgo de fallecer o de padecer neumonía severa”.

En entrevista, el especialista detalló como varios expertos en salud desde hace meses han tratado de presentar a las autoridades en salud federal una serie de estudios que demuestran las ventajas de vacunar a mujeres en cinta, “no hemos sido escuchados y la autoridad en salud manifiesta tener sus propios datos”.

El médico manifestó participar en una investigación relacionada al nacimiento en San Luis Potosí del primer bebé con anticuerpos contra el virus después de que su madre fuera vacunada en las últimas semanas de embarazo. Se demostró luego de una serie de estudios de sangre, que el recién nacido tenía anticuerpos producidos por el mismo derivado de la segunda dosis aplicada a su madre.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), explican que los ensayos clínicos que analizan la seguridad y la eficacia de las vacunas contra el COVID-19 en las personas embarazadas están en curso o ya fueron planificados. Los fabricantes de vacunas también están monitoreando los datos de las personas participantes de los ensayos clínicos que recibieron la vacuna y quedaron embarazadas. Hasta el momento no hay reacciones negativas o complicaciones.

Ante un cambio de conciencia y una vacunación de mujeres embarazadas en Estados Unidos y Europa, es que el ginecólogo, pidió a las autoridades en materia de salud recapacitar, revisar a detalles las investigaciones, y comenzar con una campaña de vacunación dirigida a las futuras madres de familia.

La Organización Panamericana de la Salud pidió a los países del continente que intensifiquen esfuerzos para garantizar el acceso a los servicios de atención prenatal, señalando que “los estudios y resultados publicados recientemente han indicado un mayor riesgo entre las mujeres embarazadas de presentar formas graves de COVID-19 y, por lo tanto, de ser hospitalizadas e ingresadas en unidades de cuidados intensivos”.