Tras sismo, padres de familia de la CDMX piden que autoridades solucionen sus demandas

Nacional

Los reclamos de los tutores se han hecho sentir, solicitan una pronta integración de los niños a clases.


Por: Libia Bucio

Ciudad de México.- Tras la suspensión de clases por el pasado sismo del 19 de septiembre, solo un 35 por ciento de escuelas públicas de enseñanza básica en la Ciudad de México ha podido regresar a las aulas.

Por tal motivo, desde esta mañana padres de familia y estudiantes de la Primaria “Italia”, ubicada en la Colonia Guerrero, realizaron un bloqueo en Paseo de la Reforma, para solicitar a las autoridades capitalinas y de la Secretaria de Educación Pública (SEP), la reubicación de 350 niños que no han podido tomar clases, ya que en dicho plantel colapsaron 6 aulas y las demás se encuentran con daños estructurales.

De igual forma, padres del colegio Rebsamen se reunieron con representantes de la SEP, para exigir que se aplique la justicia a los responsables del desplome del edificio que ocasionó la muerte de 19 niños y 7 adultos.

"Exigimos a las autoridades que se investigue, porque no queremos que la historia del Rebsamen se repita", señalaron los tutores.

Indignados, indicaron que la directora de dicho plantel les cobraba una cuota anual de un seguro médico que nunca existió, ya que los gastos de atención médica de los niños que resultaron lesionados y los costos funerarios de los que fallecieron, fueron cubiertos por sus familiares.

Incluso profesionales de la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) fueron quienes acompañaron a los padres durante la identificación y entrega de los restos de sus hijos.

Cabe señalar que la dueña del Rébsamen, Mónica García Villegas, se encuentra señalada como responsable del delito de homicidio culposo, ya que presuntamente el peso de la construcción de su casa sobre uno de los edificios del plantel, provocó que éste se viniera abajo y sepultara a las víctimas.

El abogado defensor de la susodicha, ya tramitó un amparo para evitar que sea detenida por cualquier autoridad.